receta açai bowl

Falso açai bowl para cocos arruinados

Hola coco arruinado sin recursos.

Hoy te voy a contar cosas muy interesantes, así que no te despistes. A parte de desvelarte esta maravillosa receta de falso açai bowl (ya te contaré porque falso y no verdadero), te voy a hablar de superalimentos, sostenibilidad, y de si recetas como ésta pueden ayudarte a perder grasa o no. Si nada de esto te interesa: fuera, vete de mi casa, tu no eres mi amiga. Nooo, es broma, vete a la receta directamente.

Empecemos por el açai. ¿Eso que eh lo que eh? Pues es uno de esos alimentos milagrosos que nos traen desde el sur de América con un montón de propiedades saludables, especialmente antioxidantes (de ahí que se haya ganado el título de ‘superalimento’). En concreto es un fruto que crece en las palmeras de Brasil, con cierto parecido al arándano. Los brasileiros se lo suelen tomar mezclado con plátano y agua (o eso dicen), pero también lo toman en batidos u otras preparaciones que desconozco, no te voy a engañar. Y bueno, con eso ya te haces una idea para empezar.

Precisamente porque el açai no crece en Torrevieja, es muy caro y poco sostenible consumirlo en España. Imagínate, desde que alguien se sube a una palmera, coge el fruto, baja, luego mandarlo a España cruzando un océano, pues oye, mucho transporte hace falta para traernos el açai hasta nuestra despensa. Pero no voy a ir yo de sostenible por la vida porque soy la primera que consume leche de coco y otros productos que vienen de fuera de nuestro país. No obstante, cada vez miro más las etiquetas para comprar productos locales, y no se me ocurre comprar unas legumbres de China teniendo otras de León, for example.

También me gustaría recordarte que no es necesario comer superalimentos para estar sano. Mucha gente piensa que por comerse un açai bowl o comerse una cucharada de espirulina ya va a tener superpoderes y sentirse súper saludable aunque luego se zampe unas croquetas con patatas fritas. Lo importante es tu alimentación global -es decir, lo que comes la mayoría del tiempo-, no un alimento en concreto.

Para terminar, te diré que los açai bowls verdaderos están tremendos. Y oye, que si quieres probarlo te aconsejo el que venden en Beleeza Açai Bar en Madrid (calle Velázquez y Fernando VI). Yo fui al de Fernando VI, y la chica era muy maja, un motivo más para ir. Te lo hacen con fruta, granola y coco rallado, todo muy bonito y te queda una foto maravillosa. Escribí sobre ello en el blog de Eat & Love Madrid.

Ahora sí, vamos a la receta de falso açai bowl. Es falso porque no lleva açai. Obvio, es muy caro y no tienes dinero para comprarlo. Por eso utilizamos arándanos congelados que son súper baratos, también son antioxidantes y la foto nos queda igual de bonita. Postureo garantizado.

En los ‘coconsejos’ de abajo te hablo sobre el tema engorde, adelgace, que sé que te interesa.

Ingredientes

  • 1 puñado de arándanos congelados (puedes utilizar frescos, pero somos pobres, ¿recuerdas?
  • 1 plátano maduro
  • 1/2 manzana
  • Un chorrito de leche de soja (o la leche que uses)

Toppings: yo utilicé dados de mango, fresas, nueces y pipas de calabaza.

Pasos:

Bate los arándanos con el plátano, la manzana y la leche. No te pases mucho con la leche, ya que para esta receta buscamos una consistencia espesa, no líquida. Vete echando coco a poco y vas viendo.

Vierte el contenido en un bowl cuqui. Yo utilicé un bowl de coco que me compré en el mismo Beleeza Açai Bar que te comenté antes, pero yo es que estoy un poco obsesionada con el coco.

Añade los toppings con cuidado para que te quede una foto decente, y no una cutrez.

Haz la foto. Come. Disfruta. Posturea.

receta açai bowl saludable

 

Coconsejos:

  • Como habrás observado, esta receta es muy saludable, pero necesita de fruta para parar un tren. Además, parte de ella viene batida, por lo que es más fácil comer más cantidad sin llenarse tanto como lo harías si te comieras la fruta tal cual, en su forma original. Si eres una persona sedentaria y necesitas perder grasa, quizá no es la mejor receta para comer todos los días, sino más bien de forma ocasional.  No estoy afirmando que la fruta engorde, ¡ni mucho menos! Pero quizá para este tipo de personas es más conveniente tomarse la fruta tal cual y reservarse recetas como ésta para ocasiones especiales. Si no tienes problemas de peso, te mueves bastante y simplemente persigues una buena salud, ni te preocupes. Pero es sólo mi humilde opinión, si tienes problemas de salud, acude a un nutricionista 😉
  • Tanto la base como los toppings los puedes variar a tu gusto. Utiliza las frutas que más te apetezcan y experimenta, es una receta muy guay para experimentar!

 

 

What do you think?

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*